Película: Aeropuerto

En 1953 Franco firmó un pacto con Estados Unidos (en una famosa visita que Eisenhower giró a nuestro país) que tendría la virtud de sacar a su régimen del aislamiento, dado que el gigante americano se dio cuenta de que el fascismo español no iba a caer, como sí lo hicieron sus homólogos alemanes e italiano, y además les pareció interesante como trinchera contra el entonces rampante comunismo de la época. Parecían correr otros vientos en España, aunque sólo fuera formalmente, porque en el fondo el régimen seguía siendo tan represor, gazmoño y ultramontano como siempre.


En ese contexto histórico, de levísima apertura a nuevas ideas, Luis Lucia, cineasta de cámara del régimen (como lo fueran Juan de Orduña o José Luis Sánez de Heredia, entre otros) rueda una película que quiere reflejar los nuevos ánimos cosmopolitas de un Estado secularmente cateto.


Aeropuerto (a no confundir con la película americana de 1972 de George Seaton, iniciadora de todo un subgénero de catástrofes de aviación) es el título emblema de ese tipo de cine. El filme español, más cañí aunque también bastante más petulante en sus ínfulas de nuevo moderno, consta de cuatro episodios, todos relacionados con el aeropuerto de Barajas y con el trasiego de aviones.


Su único interés estriba hoy día en el interesante reparto, con dos grandes Fernandos, Fernán Gómez y Rey, y otra gente tan buena como Pepe Isbert, Manolo Morán y Maruja Asquerino. El resto es olvidable, salvo el aspecto sociológico que refleja una película que pretendía estultamente presentar otra imagen de España.


 


Aeropuerto - by , Sep 04, 2015
1 / 5 stars
Catetada cosmopolita