Película: Ana

Silvana Mangano protagonizó en 1951, en los comienzos de su carrera, este título mítico que se hizo popular, sobre todo, por el famoso Bayón de Ana, en el que la jovencísima actriz bailaba, con salero y cierto erotismo impensable para la época, un número musical.


Aquella secuencia quedó grabada en toda una generación de reprimidos jóvenes a los que las censuras de la época imponían castidades nunca solicitadas. Pero, al margen de convertirse en mito para millones de jóvenes en el mundo, Ana es una buena película de uno de los fundadores del Neorrealismo italiano, Alberto Lattuada, un milanés que, junto a Roberto Rossellini, Luigi Comencini, Mario Monicelli, Luigi Zampa y Vittorio de Sica, entre otros, pusieron los fundamentos del más importante movimiento cinematográfico europeo de posguerra.


Cuenta Ana la historia de una muchacha que, para reflexionar sobre cuál de sus dos pretendientes es el mejor, decide pasar una temporada en un convento. Alberto Lattuada se mueve en todo momento entre la comedia y un punto de drama que conviene bien al argumento. Así las cosas, es seguro que hoy día las nuevas generaciones no entiendan qué pudo hacer que esta película fuera motejada de blasfema y escandalosa.


Además de Silvana Mangano, el reparto contó con presencias distinguidas, como Raf Vallone y, sobre todo, el portentoso Vittorio Gassman, trío que, por cierto, había trabajado ya juntos en Arroz amargo, otro hito del erotismo de baja intensidad (era el único posible…) de la época.


Entre los guionistas destacan un par de (entonces) desconocidos: Dino Risi, autor después de La escapada y de una larga y feraz carrera como director, y Franco Brusati, realizador a su vez de la interesante Aventuras y desventuras de un italiano emigrado. La música es del maestro Nino Rota, el fiel colaborador de casi todas las películas de Federico Fellini.


 


Dirigida por

Género

Nacionalidad

Duración

107'

Año de producción

Ana - by , Feb 23, 2016
3 / 5 stars
Blasfema, escandalosa...