Película: Hotel Europa

Es la nueva película, séptima de su filmografía, de Danis Tanovic, el mejor director bosnio, que ganó el Oscar al film en lengua no inglesa por su ópera prima En tierra de nadie (2001), y del que recordamos títulos como Triage (2009) o La mujer del chatarrero (2013), que parte de una premisa curiosa. Estamos en Sarajevo y se celebra el centenario de aquel atentado histórico que cometió el joven nacionalista bosnio de 20 años Gavrilo Princip contra el heredero del trono austrohúngaro Franz Ferdinand, el archiduque de Austria y su esposa, que fue lo que provocó la Primera Guerra Mundial en 1914.

Toda la acción se desarrolla a pocos metros de donde se cometió el atentado el 28 de junio de 1914, en el céntrico Hotel Europa, el principal de Sarajevo, que está pasando por problemas económicos, al que acude una delegación de diplomáticos europeos, al tiempo que el personal empleado prepara una huelga porque llevan dos meses sin cobrar. Entre tanto la televisión está emitiendo en directo, desde la terraza, un programa especial a base de entrevistas de personas opinando sobre el acontecimiento histórico.

El guion es una especie de puzzle que pretende abordar el tema desde tres prismas diferentes, inspirado en la polémica obra teatral Hotel Europa, del filósofo y dramaturgo francés Bernard-Henri Lévy, que transcurre en ese día en que se conmemora el centenario y en un único lugar, el hotel. La protagonista es Lamija, una joven recepcionista que es la mano derecha de Omer, el corrupto director, que a su vez es la hija de Hatidza, la empleada más antigua del hotel, a la que los huelguistas eligen como representante, con lo que su situación se encuentra dividida entre el amor por su madre y la defensa de su puesto de trabajo.

Tiene cosas interesantes como cuestionar cómo el paso del tiempo diluye el significado de los papeles que adquieren los protagonistas en los hechos históricos que toman un matiz u otro según la ideología de la persona que se pronuncia sobre ellos. Un siglo después nadie es capaz de asegurar si el joven criminal que cometió el atentado es ahora un héroe o un terrorista, ni si el archiduque era un invasor o la víctima inocente, de una forma o de otra fue quien encendió la mecha que provocó el conflicto mundial.

Ofrece momentos para la reflexión como una de las frases que pronuncia un periodista: "Aquellos eran otros tiempos, ahora ningún magnicidio cambiaría prácticamente nada en el mundo". Tiene exceso de diálogos, como procedente de una otra teatral. Entre los entrevistados hay desde el académico que describe cómo fueron los acontecimientos históricos y sus consecuencias hasta el joven que opina todo lo contrario, que después mantiene una interesante discusión con la presentadora fuera de cámara.

El otro aspecto que corre paralelo es la huelga, la presión que se hace sobre los cabecillas de la manifestación, la amenaza de despido por parte de la dirección, la crisis económica que sufre el hotel o el discurso que ensaya el invitado especial en su habitación. Todo ello hace que se meta demasiado el tema político que hay que conocer para que el espectador no se aburra si no conoce bien los hechos históricos.

La realización de Tanovic es a base de una cámara en constante movimiento, bastante ágil por cierto, que recorre los pasillos, habitaciones e instancias del hotel en largos travellings tras el director tratando de solucionar los problemas que se le presentan, que en cierto modo le desbordan, e igual ocurre con su secretaria por otro lado.

Es una especie de metáfora de lo que sigue ocurriendo en Bosnia-Herzegovina, donde a pesar del paso del tiempo continúan los odios con sus naciones vecinas, los problemas sociales, la corrupción y entre sus vecinos son incapaces de perdonarse los unos a los otros sus opuestas ideologías.


Dirigida por

Género

Duración

85'

Año de producción

Trailer

Hotel Europa - by , Feb 15, 2017
2 / 5 stars
Crimen en Sarajevo