Película: Mi hermosa lavandería Stephen Frears fue seguramente el descubrimiento cinematográfico de los años ochenta en el Reino Unido. Formado en los espacios televisivos de la BBC y de las televisiones privadas británicas, Frears no pudo destaparse realmente hasta 1986, cuando esta Mi hermosa lavandería llamó poderosamente la atención en cuantos festivales concurrió. Posteriormente confirmó su talento y su buen gusto por la desmesura y el epatamiento con Ábrete de orejas y Sammy y Rosie se lo montan, para posteriormente dar su salto a Estados Unidos, donde paradójicamente hizo su película más europea, Las amistades peligrosas, un prodigio de sutileza, de lo mejor que se hizo en cine durante la década de los “eighty”.

Mi hermosa lavandería es la crónica de una ambición, la de un joven pakistaní, emigrado con toda su familia al Londres thatcheriano, donde consigue que un tío le encomiende la gestión de una vieja lavandería. Por medio estará su relación amorosa con un joven de ultraderecha, un miembro del National Front que luchaba, precisamente, por erradicar a los pakistaníes y otras etnias minoritarias del Londres de la Dama de Hierro. Así las cosas, Mi hermosa lavandería resultó ser un filme distinto, lúcido en sus propias insuficiencias. A destacar el impecable guión de Hanif Kureishi, que repetiría con Frears en Sammy y Rosie se lo montan, su segunda obra con personajes de origen oriental.

Dirigida por

Género

Nacionalidad

Duración

97'

Año de producción

Mi hermosa lavandería - by , Jan 09, 2007
3 / 5 stars
Facha ama a pakistaní