Película: Orgullo y prejuicio Estrenada astutamente (al menos en España) en fechas próximas al Día de San Valentín, patrón de los enamorados, Orgullo y prejuicio es una nueva versión para la pantalla (grande y pequeña: quizá la más conocida sea la que protagonizaron Laurence Olivier y Greer Garson en los años cuarenta) de la famosa novela de Jane Austen, con ese toque "british", un poco a lo BBC, tan característico del cine de época inglés, en este caso aliado al francés, con el protectorado de la distribución mundial de la yanqui Universal Pictures.

Es una versión agradable, divertida a ratos, muy respetuosa con el original de Austen, aunque también es cierto que el director, Joe Wright, nuevo por estos pagos, se permite algunas licencias escenográficas que no chirrian, sino que, en todo caso, le da una cierta mirada especial. Es verdad que Keira Knightley (ya saben: enteramente Winona Ryder en más guapa y con dos palmos más de altura), la estrella sobre la que gira la trama, quizá resulta demasiado "actual" para el personaje de Elizabeth, la díscola segunda hija de los señores Bennet, de la que se enamora un señor Darcy que, también es cierto, resulta un tanto "crudo" con el careto de Matthew Macfadyen, al que se le supone un misterio y un pasado que este actor algo horchatoso no termina de dar. Al margen de esos peros, que tienen alguna importancia pero no demasiada, la película fluye bien, manteniendo la atención constantemente, y, a pesar de la castidad cuasi monacal tan típica de la literatura de (y el cine inspirado en) Jane Austen y otras autoras pre-victorianas, en el que no hay ni un triste beso entre los enamorados, es buena munición para recordar que el cine romántico sigue ahí, tan pujante, a pesar de lo prosaico de nuestro tiempo.

Al acierto del filme contribuyen no poco algunos actores secundarios de gran fuste: un Donald Sutherland que está sembrado como el padre algo calzonazos que, sin embargo, cuando es necesario apuesta fervientemente por su segunda hija, Lizzie, su ojito derecho; Brenda Blethyn, la inolvidable mamá de chica negra de Secretos y mentiras, que aquí compone el papel de una madre de cinco hijas, nada menos, a todas las cuales ha de buscar un buen partido, cuando su familia no tiene donde, literalmente, caerse muerta; y la siempre espléndida Judi Dench, que igual hace de directora del MI6 británico en la serie de James Bond como de reina Isabel II de Inglaterra, con un personaje más cercano a éste último, la majestuosa, aristócrata pariente del señor Darcy, que intentará dar por tierra (por razones tan egoístas...) con el latente "affaire" amoroso de su sobrino con la plebeya tarambana. En resumen: una pequeña gozada para los que gustan (gustamos) del buen cine romántico, sin que por eso se nos caigan los anillos...

Dirigida por

Género

Nacionalidad

Duración

130'

Año de producción

Orgullo y prejuicio - by , Feb 11, 2006
3 / 5 stars
¡Ah, el romanticismo!