Película: The temptation of Saint Tony Esta película se pudo ver en la Selección EFA del Sevilla Festival de Cine Europeo 2010 (SEFF’10).

Antonin Artaud fue un escritor francés de corta vida y azarosa existencia, creador del llamado Teatro de la Crueldad, que tuvo una amplia relación con el cine, trabajando como actor en numerosas películas, pero también escribiendo el guión de algunas, como La coquille et le clergyman. Su cine, pero también su teatro, es una obra donde el surrealismo explota de una forma brutal, dando lugar a una realidad distinta a la que vemos.

Parece que Veiko Ounpuu, el autor de este filme, quiere seguir por la senda de Artaud. The temptation of Saint Tony es una película que empieza como un esperpento, con una especie de cortejo fúnebre con banda de cornetas y tambores, y termina como el rosario de la aurora, con el protagonista, con minúsculo taparrabos, medio muerto (o muerto entero, no queda muy claro) en medio de una llanura helada. Entre ambos puntos se desarrolla, por decir algo, una especie de espiral de degradación, con pérdida de empleo, familia y estima por parte del protagonista, el Tony del título, hasta llegar al martirio (se supone) que justificaría su llegada al surrealista santoral de ese mismo título.

Película con una clara intención de provocar en el espectador sentimientos no precisamente positivos, quiere contar otra realidad, o quizá la misma de siempre, pero bajo otro prisma. Lo malo es que para ser surrealista no basta simplemente con imaginar una historia en la cual cada nuevo plano sea más delirante que el anterior, porque eso es una tormenta de ideas sin intencionalidad ni sentido (siendo el surrealismo, en sí mismo, un sinsentido, es cierto; forma parte de su ADN, como dicen ahora los cursis).

La película de Ounpuu es un experimento, y como todo experimento, sobre todo en estos tiempos de penuria, parece un derroche, sobre todo cuando el resultado dista muchísimo de tener algún interés. Es cierto que el filme posee una calidad formal incuestionable, rodado en un fantasmal blanco y negro grisáceo que acentúa el tono pesadillesco de la historia, pero a estas alturas no basta con que se sepa escribir bien con la cámara: si lo que se cuenta no tiene interés, o lo que se pretende es ser un nuevo Artaud redivivo, lo normal es que el público (pero también la crítica) le dé la espalda.

Dirigida por

Género

Nacionalidad

Duración

110'

Año de producción

Trailer

The temptation of Saint Tony - by , Nov 14, 2010
1 / 5 stars
Artaud mal digerido