Película: Three stories about sleeplessness He aquí un filme extraño: rodado con nacionalidad croata, sin embargo participan dos actrices españolas, sin que haya de por medio coproducción alguna; son tres historias independientes, si bien con nexos de unión que, en un momento u otro, las relacionan, estructura poco frecuente; y tiene un tono teatralizante más que llamativo, tanto que parece que su director, Tomislav Radic, curtido en teatros para televisión, lo ha hecho a posta. Porque las tres historias, sobre todo la ambientada en España entre la pareja mixta entre española y croata, pecan de unos diálogos altisonantes, engolados, absolutamente impropios de lo que se supone son las palabras que se dicen en el territorio acotado, secreto, de la alcoba. La mujer está insatisfecha con su hombre, y todo su segmento está recorrido por esa insatisfacción de hembra en celo que no encuentra consuelo, y cuyo resentimiento y frustración es el tema de su historia.

En otro de los episodios no declarados, una anciana, esta vez en Croacia, se siente mal de madrugada y se pega tres “leñazos” de coñá Fundador (un brandy español conocido por su, digamos, “fortaleza”), lo que le da euforia pero también la prepara para irse para el otro mundo entre vómitos y pedorretas; en ese mismo segmento, la hermana española de la chica del primer episodio, que vive transitoriamente con la vieja, se encuentra con la papeleta del fiambre, sin conocer bien (ni mal, sólo unas palabras) el croata, y con el amante que se ha buscado esa noche que huye por patas cuando se encuentra la “tostá”; amante que no es otro que el marido de la protagonista del tercer episodio, una mujer, reciente madre, cuyo niño le está dando una noche de insomnio tirando a insoportable, a lo que no contribuye a aliviar la continua intervención de la suegra, en formato arpía.

Pero ese puzzle nunca termina de interesar, ni los furores uterinos de la insatisfecha, ni los malestares de la vieja borrachuza, ni el histerismo sobreactuado de la española en país ajeno que se encuentra semejante pastel, ni la torturada madre… todos ellos actúan, en el peor de los términos, nunca son los personajes que deberían ser, para que el público establezca los vínculos de identificación o rechazo necesarios para creerse la película. Así las cosas, este experimento de mezclar tres pequeñas historias con el nexo común de las noches de insomnio es un fracaso, más allá de que formalmente el filme sea correcto.

Dirigida por

Género

Nacionalidad

Duración

87'

Año de producción

Three stories about sleeplessness - by , Nov 16, 2008
1 / 5 stars
Lo tuyo es puro teatro...