Película: Un grito en la oscuridad

El cine australiano conoció un "boom" a principios de los años ochenta con directores y filmes que consiguieron impactar en Europa y Estados Unidos. Nombres como Peter Weir, Bruce Beresford, George Miller y Roger Donaldson se hicieron populares entre los aficionados al cine, con títulos como Gallipoli, Picnic en Hanging Rock, El año que vivimos peligrosamente, Consejo de guerra, la saga de Mad Max y Motín a bordo, hasta el punto de que pronto emigraron con éxito a los USA, donde todos ellos se afincaron, aunque con el cambio, como era de prever, perdieron en frescura lo que ganaron en medios presupuestarios.


Pronto pareció agotarse aquel venero y Australia y los otros países oceánicos de similar cultura ya sólo producen cineastas como este Fred Schepisi, nulidad en cuyo debe ha de anotarse ser el autor de Plenty (donde hasta Meryl Streep estaba mal, que ya es decir) y La casa Rusia (donde arruinó simultáneamente a John Le Carré, Sean Connery y Michelle Pfeiffer, lo que viene a ser el colmo de la ineptitud).


En Un grito en la oscuridad recrea un hecho real, el de un matrimonio acusado de dar muerte a su bebé durante una partida de campo. Filme de juicios, sólo se sobrelleva gracias a la esforzada labor de Meryl Streep, que para la ocasión estrenó acento australiano, en ese más difícil todavía que la diva norteamericana parecía buscar en aquella época.


 


Dirigida por

Género

Duración

117'

Año de producción

Un grito en la oscuridad - by , Dec 04, 2016
1 / 5 stars
Una tragedia familiar